TE INTERESA

Queremos compartir contigo algunos de los temas que nos inspiran, que nos invitan a reflexionar, crecer y evolucionar. Un punto de encuentro para visibilizar la realidad y los retos de nuestro sector.

noticias moda

Redes sociales y medio ambiente: por qué Lush deja de nuevo el mundo digital con un fin sostenible

Ver para creer: las redes sociales y el medio ambiente están más entrelazados de lo que creíamos. Exponemos datos que así lo avalan y tratamos en profundidad el caso de Lush, que abandona la actividad digital este viernes 26 de noviembre.

Parece difícil (o casi imposible) de creer, pero sí, existe relación entre las redes sociales y el medio ambiente. Quizás muchos piensan que ambos conceptos no están relacionados, lejos está la realidad. Tal es el impacto que firmas comprometidas con nuestro entorno, como Lush, abandonan (de nuevo) su actividad digital. En concreto, lo hará a partir del 26 de noviembre, coincidiendo con el polémico Black Friday. Hablamos de redes sociales, contaminación y analizamos el caso de Lush para descubrir por qué la actividad digital está estrechamente vinculada con la sostenibilidad.

Redes sociales medio ambiente

Ver series o películas en Netflix (u otras plataformas), contamina

La Universitat Oberta de Catalunya afirma que «ver una hora de los contenidos de Netflix en España supone una emisión de 55 gramos de CO2». La famosa plataforma quiere poner fin a estos datos y ha lanzado la iniciativa ‘Emisiones cero + Naturaleza’. Con este proyecto apuntan que «Netflix llegará a cero emisiones de gases de efecto invernadero (GEI) hacia finales de 2022 y todos los años subsiguientes». Vamos a dejar a Netflix a un lado.

Compartir información por Internet, también

El mismo estudio de la UOC apunta que «una reunión por videoconferencia vía Zoom o WhatsApp que utilice 2.5 GB en una hora tendrá un impacto de emisiones de carbono equivalente a 157 gramos de CO2 por hora«. Además, «en el mundo se realizan 47.000 búsquedas de Google cada segundo, las cuales generan 500 kilogramos de CO2 y los vídeos de YouTube implican unas diez toneladas CO2, una cantidad equiparable a la que genera la ciudad de Glasgow cada año». La huella de carbono por email es de 10g. Último dato: si Internet fuera un país, sería el sexto mayor contaminador del mundo, en 2020 se enviaron 3,5 millones de correos electrónicos por segundo.

Por qué Lush abandona las redes sociales, adiós al temor de «no estar presente»

Lush ya dejó las redes sociales allá por 2019, y ahora vuelve a las andadas. La firma dedicada al mundo de la belleza ha afirmado que «ha tenido suficiente» de plataformas como Facebook, Instagram, TikTok y Snapchat, leemos en FashionNetwork.es. Esta noticia se traduce en que todas las cuentas de la marca Lush, de las tiendas y de las personas relacionadas a nivel laboral con la firma en todo el mundo se cerrarán. Eso sí, la compañía promete «invertir en nuevas formas de conectar y construir mejores canales de comunicación en otros lugares». Este cambio tendrá lugar a partir del día 26 de noviembre en los 48 países en los que trabaja.

¿Qué podemos hacer como usuarios para descender el impacto del uso de nuestros dispositivos?

Por último, en talentiam no queríamos perder la oportunidad de dar algún que otro consejo de fácil aplicación para sumarnos a la propuesta de Lush. En casa, podemos apagar los gadgets cuando no estén en uso o ver películas en resolución estándar mejor que en HD. También podemos cerrar pestañas y aplicaciones que no estemos usando o borra las apps que nunca empleemos.

 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *