TE INTERESA

Queremos compartir contigo algunos de los temas que nos inspiran, que nos invitan a reflexionar, crecer y evolucionar. Un punto de encuentro para visibilizar la realidad y los retos de nuestro sector.

Retail/Moda

Historia de amor entre arte y moda

El arte y la moda son dos disciplinas que a lo largo de la historia han caminado juntas, llegando incluso a plantearnos si la moda podría ser considerada arte.

En el Día Internacional de la Pintura, quiero contaros una historia. Se trata de una historia de amor entre arte y moda.

La moda no puede entenderse sin el arte y este, a su vez, se ve también influenciado por las corrientes estéticas que aporta la moda. Como una de las grandes historias de amor de todos los tiempos, estos dos protagonistas nos brindan una relación que fluye y que crece unida.

La moda ha existido siempre, pero podemos decir que tal y como la entendemos hoy en día, se potenció mucho más a partir del siglo XV, cuando el comercio tenía mucha importancia, la economía estaba mejorando y las clases más altas buscaban imitar a la nobleza.

A finales de este siglo nace el Renacimiento en Italia, considerado el epicentro de la cultura y el arte en Europa. La moda se inspira en este estilo también.

Con los austrias en el poder y más concretamente, con Felipe II reinando, en España la moda se adapta al estilo de Europa. Desaparecen los escotes y surgen piezas como las gorgueras de encaje o las manillas, las primeras pulseras, los colores plateados y dorados, la cintura sigue ceñida pero la cadera se ensancha con el guardainfante. Un ejemplo de este estilo puede verse en el cuadro de Rubens, Retrato de una joven dama con rosario.

Rubens, Retrato de una joven dama con rosario
Fuente museothyssen.org

En el siglo XVIII, la moda se muda a París, convirtiéndose la ciudad del Sena en la capital del mundo de la moda.Si habeis visitado Versalles os haréis una idea del glamour de aquella época.

Ya en el siglo XIX la moda comienza a responder a las necesidades de liberación de la mujer y se convierte en una muestra de sofisticación cercana a la cultura. Aunque no lo parezca, ya podemos ver este claro efecto en el cuadro de Amazona de frente de Manet. En el se anticipa la aparición de los bloomers, una falda pantalón que causó revuelo en aquella época.

Manet, Amazona de frente
Fuente museothyssen.org

Con la llegada de la Primera Guerra Mundial y la incorporación de la mujer al mundo laboral, la moda avanza rápidamente. Conforme la sociedad se modernizaba, se introducían avances tecnológicos y la clase media progresaba, la moda pasó a ser una parte importante en la sociedad.

Dos abanderadas de la moda fueron Coco Chanel y Elsa Schiaparelli, presentando tendencias que influyeron en la forma de vestir y formando parte de los círculos del arte y la cultura del momento.

Una muestra de todos estos cambios se aprecia en la pintura de Max Beckmann, Quappi con suéter rosa, donde su mujer luce un jersey con escote de pico. A día de hoy no nos llama la atención, ¿verdad? Pues en ese momento fue calificada como la “blusa pulmonía” y considerada peligrosa por los médicos porque podía ser causante de catarros.

Max Beckmann, Quappi con suéter rosa
Fuente museothyssen.org

En el siglo pasado, tuvieron gran importancia para la moda los años 20, época del movimiento del diseño, llamada Art Decó. Es el momento de grandes diseñadores como Lanvin, Poiret o Paquin y de pintores como George Barbier, Armand Valle o Etienne Drian que elaboraban ilustraciones de moda.

En 1937, volviendo a Elsa Schiaparelli, surge un vestido icono en el mundo de la moda y del arte. Se trata del Lobster Dress que la diseñadora creó junto a Salvador Dalí.

Otro ejemplo de la unión de moda y arte, lo vemos en 1965 cuando Yves Saint Laurent se inspira en la obra de Piet Mondrian.

En la actualidad vemos innumerables casos en los que la moda toma su inspiración del arte. Es el caso por ejemplo de los diseños de Viktor&Rolf. Los diseñadores han fusionado en varias ocasiones arte y moda, pero el claro ejemplo llego cuando convirtieron cuadros de museo en magníficos vestidos.

Diseños de la colección OI 2015 de Viktor & Rolf
Fuente El Atelier Magazine

Esta claro que a lo largo de los años el arte y la moda se han servido de inspiración a través de colores, texturas o formas. Además, hemos visto y seguiremos viendo numerosas alianzas entre firmas de moda y artistas, pero yo voy más allá.

Hay muchos que ya defienden que la moda en sí misma es un arte. Yo también lo creo. La relación desde luego es muy estrecha. Ambos son medios de expresión para sus creadores, en ambas disciplinas se crea belleza y emoción en los demás. En ambos hay “artistas”, o ¿alguien se atrevería a negar que un Givenchy o un Balenciaga lo fueron?

Con esta reflexión os dejo en el Día Internacional de la Pintura, ¿es la moda arte? ¿qué pensais?

[Total:1    Promedio:4/5]

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *